Entre más trabajan, más les quitan.

Tomada de la red.

Por: María Dolores Del Río.

Julio 2017.

Hay dos cosas que la democracia en nuestro país no ha resuelto, la inseguridad y la desigualdad económica.

El sistema democrático no es un mal sistema, en teoría la gente decide libremente a sus representantes y participa de las decisiones políticas. El problema de México es que la corrupción invadió el ámbito político y alteró las formas de la democracia.

México es uno de los países más desiguales de América Latina, 10% de las familias mexicanas concentran la riqueza del país, mientras que 46% de mexicanos viven en pobreza. En Sonora, hay 100 mil personas que viven en pobreza extrema y 770 mil que viven en pobreza.

¿Cómo pueden elegir en libertad los millones de mexicanos que viven en pobreza extrema? El sistema los empobrece, durante las elecciones les llegan con dádivas que mitigan el hambre y la desesperación, y pasadas las elecciones se ofrecen programas de combate a la pobreza, que sólo son paliativos porque finalmente los siguen viendo como parte de un sistema clientelar que les sirve para ganar elecciones.

La clase media que aspira y trabaja para mejorar su condición, que envía a sus hijos a las universidades, que inicia y emprende negocios, que trabaja como asalariado, que todos los días enfrenta el reto de sacar adelante a su familia y su país, es sobre la que ha recaído muchas de las decisiones de los diputados y senadores del PRI y del PAN, como la reforma Hacendaria y la Energética, que lejos de generar mejores condiciones económicas han tenido un impacto negativo en el poder adquisitivo, la clase media entre más trabaja, más les quitan.

Cuando la desilusión le gana a la clase media, la esperanza de cambio en el país también se detiene. La abstención electoral de estos hombres y mujeres, conlleva el riesgo de que la situación se mantenga igual o empeore.

La abstención de la clase media les conviene a los políticos corruptos. Si queremos tener esperanza necesitamos ciudadanos participando de la política, ciudadanos que se atrevan a poner un pie en la política. Esos mismos ciudadanos valientes que marchan, escriben en las redes sociales, que no se callan.

Publicado en: Blog

Suscríbete

al boletín de Ma. Dolores del Río y recibe sus video columnas y las últimas noticias directo a tu email.

Movimiento Ciudadano Sonora 2017 / sonora@movimientociudadano.mx